16001

Id:16001

Inmaculada Concepción
Acero de la Cruz, Antonio
Fecha: 1620-1665
Download

4.740675
-74.047852
4.696879
-74.047852

Inmaculada Concepción
Acero de la Cruz, Antonio
1620-1665
1600-1669. Nacido en Santa Fe de Bogotá e hijo de un artesano español. Se dedicó también a la arquitectura y la poesía. Personaje de la novela El desierto prodigioso y el prodigio del desierto. Fue pintor en Santafe donde también tuvo taller. Realizó obras pictóricas para los conventos de Las Nieves, San Diego y Las Aguas, así como en edificios de otros poblados, como Tunja, Mongui, Fúquene y Pamplona.
No
01 Óleo sobre tela
Fotografía Jaime Borja

Iglesia San Francisco
Colombia
Bogotá
Colombia
Bogotá
Local

Mariología
Advocaciones
Inmaculada
Tota Pulchra
Con símbolos

La Virgen María se encuentra en el centro de la imagen sobre una media luna (fecundidad, fertilidad) con puntas hacia arriba (difiere de la representación escrita) la cual se encuentra oprimiendo un dragón haciendo alusión a la superación del pecado original y por ende del mal. La cola del dragón resalta en el fondo del cuadro. La virgen se representa joven pero no como niña, su rostro mira hacia sus pies, sus manos juntas en el centro de su pecho. Viste un manto azul con apliques dorados y túnica roja (difiere de la clásica túnica blanca) su cabello largo color castaño, algo rizado cae sobre sus vestiduras. En su cabeza se aprecia una amplia corona con 12 estrellas en circulo con resplandores que se extienden en rayos de luz. Sobre la corona se postra una paloma haciendo alusión al Espíritu Santo. La imagen se divide en dos ejes 1. Horizontalmente entre celestial - terrenal 2. Verticalmente entre feminino - masculino, Sol - Luna. Cada parte incluye simbolos específicos. Podemos destacar las puertas en representación de los celestial, las fuentes en representación de la vida y simbolos mas terrenales como la palma, el olivo y el pino.
En el año 1661 la Iglesia confirmó el dogma mariano y adoptó su culto en la doctrina católica.
Teatro arte colonial PACHECO, Francisco. El Arte de la pintura, su antigüedad y grandezas “Pintura de la purísima concepción” Impreso por Simón Fajardo. Sevilla, 1649. p. 481. - Define y describe la adecuada representación de la Inmaculada concepción - “…se debe advertir que algunos quieren que se le pinte con el niño Jesús en los brazos, por hallarse en algunas imágenes antiguas de esta manera… Pero sin poner en pleito la pintura de los niños en los brazos nos conformaremos con la pintura que no tiene niño porque esta es la mas común… no tiene niño en sus brazos, antes tiene puestas las manos, cercada del sol, coronada de estrellas, y la luna a sus pies, con el Cordón de San Francisco a la redonda… esta señora en la flor de su edad de doce a trece años, hermosísima niña, lindos y graves ojos, nariz y boca perfectísima, rosadas mejillas, los bellísimos cabellos tendidos de color de oro, en fin cuanto fuese posible al humano pincel… [A fe] de pintar con túnica blanca, y manto azul; que así apareció esta señora a doña Beatriz de Silva Portuguesa… Vestida del sol, un sol ovado de ocre y blanco, que cerque toda la imagen unido dulcemente con el cielo; coronada de estrellas. Doce estrellas compartidas en un circulo claro entre resplandores, sirviendo de punto la sagrada frente, las estrellas sobre unas manchas claras formadas al [seco] de purísimo blanco, que salga sobre todos los rayos… una corona imperial que adorne su cabeza, que no cubra las estrellas. Debajo de los pies la luna que aunque es un globo sólido claro y transparente sobre los [países], por lo alto mas clara y visible la media Luna, con las puntas abajo… Suele poner en lo alto del cuadro Dios Padre, o el Espíritu Santo, o ambos, con las palabras de Esposo, ya referidas. Los atributos de tierra se acomodan acertadamente por país, y los del cielo si quieren entre nubes. Adornase con serafines y con ángeles enteros que tienen algunos de los atributos. El dragón, enemigo común, se nos había olvidado a quien la virgen quebró la cabeza, triunfando del pecado original… Una cola sola tengo que observar en la pintura de esta sagrada historia tocante al decoro.

Flores
Virgen
Guirnalda
Túnica roja
Espíritu Santo
Oración
Sol y luna
Celeste / Terrestre
Relatos Escatológicos y dogmáticos
Sin donante
Ninguna
Inspiración en Nuevo Testamento
Dragón
Escalera
Flores
Luna
Olivo
Edad: adolescencia-Juventud
Escena: simple
Género femenino
Personaje colectivo
Personaje: contacto corporal
Personajes: Sagrados
Presencia: animales


La cultura barroca es gestual. El gesto complementaba la comunicación visual con gestos de oralidad, de modo que las pinturas “hablaban”. La siguiente información trata de reconstruir la cultura gestual quirológica y quironómica a partir de los tratados y de las frecuencias gestuales en la pintura colonial.

08 ql1 2 972 2 08 QL1 2 oro - Rogar, súplica, misericordia
0862 anonimo sor ana mar%c3%83%c2%ada de san francisco y neve xviii mx copia 01 Posición: de Pie
N/A
N/A
N/A
Demonio - Diablo - Satanás
2016-04-11
2016-04-11
2016-04-11
No

Espiritu santo
N/A
N/A
N/A
No

N/A
Virgen
N/A
N/A
N/A
No

María (en arameo, מרים, 'Mariam'), madre de Jesús de Nazaret, fue una mujer judía de Nazaret de Galilea, que según diversos pasajes neotestamentarios pertenecientes al Evangelio de Mateo, al Evangelio de Lucas y a los Hechos de los Apóstoles, como también distintos textos apócrifos tales como el Protoevangelio de Santiago, vivió entre fines del siglo I a.C. y mediados del siglo I d.C. También el Corán (siglo VII), libro sagrado del islam, la presenta como madre de Jesús (Isa), bajo su nombre árabe, Maryam o Miriam.

Atras Edit Delete