4154

Id:4154

Cayetano en éxtasis
Lozano, Cristóbal
Fecha: 1742
Download

-12.082296
-77.036133
-12.082296
-77.036133

Cayetano en éxtasis
Lozano, Cristóbal
1730-1771
Inicios del siglo XVIII - 1776. Fue un pintor nacido en Lima que formó parte de la escuela barroca limeña de mediados del siglo. Se desempeñó principalmente como retratista, inspirando su técnica en la pintura francesa de Rigaud y Largilliêre. Su obra más importante es el retrato El virrey Manso de Velasco.
No
N/A
LOHMANN, Guillermo et al. La basílica catedral de Lima. Lima: Banco de Crédito, 2004.

Museo de Arte religioso y Catedral de Lima
Peru
Lima
Peru
Lima
N/A

Santos
Santos Masculinos
Fundadores
Cayetano
N/A


Santo
Túnica
Celeste
Historia de vida de santos
Sin donante
Ninguna
Martirologio, santoral/Flos sanctorum
Ángeles
Aureola
Collar
Flores
Libro
Querubín(es)
Rompimiento de gloria
Edad: adulto
Escena: compuesta
Género masculino
Personaje colectivo
Personaje: desnudo parcial / total
Personajes: Sagrados


La cultura barroca es gestual. El gesto complementaba la comunicación visual con gestos de oralidad, de modo que las pinturas “hablaban”. La siguiente información trata de reconstruir la cultura gestual quirológica y quironómica a partir de los tratados y de las frecuencias gestuales en la pintura colonial.

18 ql2 18 data 4483 captura copia 18 QL2 18 Data Fide promitto (Comprometo mi fe) - a pesar de dificultad, confirman compromiso, tregua, promesa.
N/A
N/A
N/A
Cayetano
1547-01-01
1629-01-01
N/A
No

Nació en Vicencia, hizo tales progresos en las ciencias y virtudes. Resplandeció en é, desde su temprana edad, un señalado amor a la pureza, a la caridad, y a la piedad con Dios y su madre Santísima, por lo que ganó mucha estimación con los príncipes y prelados y con el Papa Julio II. Pero mayor fué la honra que recibió de la soberana Reina de los cielos, la cual en recompensa de la devoción que el santo le tenía , se le apareció llena de claridad y hermosura, y le regaló poniéndole su divino niño en los brazos. En Roma determinó fundar una religión de clérigos regulares, la cual se denominó como la de los Teatinos. Vióse el santo muy maltratado y preso con sus religiosos en un saqueo de Roma, más nunca fueron tantas las penas que le hicieron sufrir los herejes, como las que deseaba padecer por amor a Jesucristo; el cual una vez se le apareció y le convidó a poner sus labios en la llaga del costado para que gustase la inefable suavidad de su amor divino. Antes de morir, después de recibidos los santos sacramentos, tuvo un éxtasis maravilloso en que le apareció la Virgen acompañada de ángeles quienes lo llevaron a la patria celestial.

Atras Edit Delete