9372

Id:9372

Escenas de santos benedictinos
Pilar, Ricardo do
Fecha: 1680
Download

-22.87744
-43.154297
-22.87744
-43.154297

Escenas de santos benedictinos
Pilar, Ricardo do
No
Óleo madera techo
www

Mosteiro de São Benito
Brazil
Rio de Janeiro
Brazil
Rio de Janeiro
N/A

Santos
Santos Masculinos
Fundadores
Benito
N/A


De rodillas
Desnudo
Naturaleza
Santo
Techo
Túnica
Celeste
Relatos Escatológicos y dogmáticos
Sin donante
Ninguna
Martirologio, santoral/Flos sanctorum
Ángeles
Capa
Cielo
Muerte
Rompimiento de gloria
Edad: adulto
Escena: compuesta
Género femenino
Género masculino
Género Masculino/femenino
Personaje colectivo
Personajes: sagrados y profanos


La cultura barroca es gestual. El gesto complementaba la comunicación visual con gestos de oralidad, de modo que las pinturas “hablaban”. La siguiente información trata de reconstruir la cultura gestual quirológica y quironómica a partir de los tratados y de las frecuencias gestuales en la pintura colonial.

2587 anonimo hombre sanchez navarro s.xviii mx copia 00 Objetos en las manos
4406 06 Posición: Otros tipos
N/A
N/A
N/A
Benito Abad
N/A
N/A
N/A
No

Nació en Italia, en la provincia de Nursia, en el seno de una familia noble hacia el año 480. Gran parte de sus milagros fueron conocidos gracias a los escritos que realizó Gregorio el Grande (hacia 540-604), en el libro II de los Diálogos, y recogidos en gran parte en la Leyenda dorada de Santiago de la Vorágine. Después de ser enviado a Roma a realizar sus estudios los deja abandonados a los veinte años y marcha con su nodriza a Enfida, a cincuenta kilómetros al este de Roma. Entre los milagros que se conocen se cuenta: que un día la nodriza deja caer una criba de barro cocido que se quiebra. Sin embargo, es reparada milagrosamente debido a la oración de Benito. Hacia el 500, Benito se retira a la gruta denominada más tarde Sacro Speco, cerca del lago de Subiaco o Sublaco, donde se encuentra con el monje Román; el cual hace descender a la gruta pan que le proporcionaban en el monasterio al que estaba vinculado, con ayuda de una cesta suspendida de una cuerda y advierte a Benito mediante el sonido de una campañilla. Según lo muestra Rivadeneira, Benito fue tentado en varias ocasiones por el demonio que se le presentaba en forma de paloma, mujer o animal con fuego en su boca. En el año 529, funda la abadía de Monte Cassino que tiene gran acogida entre los fieles, y redacta allí la Regla fundamental de la orden de los benedictinos; en la que hacia especial énfasis en el retiro espiritual, huir del ocio, guardar silencio, continua oración, voto de pobreza, ayuno y penitencia. Entre los múltiples episodios que se citan sobre la vida Benito se destaca el que hace referencia a la rebelión de algunos de los monjes del monasterio de Vicovaro, cerca de Tivoli, contra los rigores que les imponía. Uno de ellos intenta matarle dándole un pan envenenado, pero un cuervo domesticado por el santo se lo lleva y salva la vida de su amo. Benito predijo la destrucción de la abadía de Monte Cassino, predicción que se cumplió en tres ocasiones: en el 590, el monasterio es arrasado por los lombardos; en el 823 por los sarracenos y finalmente en 1943 por la aviación de los Aliados. Muerto en este monte, Benito fue enterrado allí con su hermana gemela Escolástica.

Atras Edit Delete